El efecto «contagio»

 

Científicos del Instituto Tecnológico de Massachussets han descubierto recientemente que, el simple hecho de practicar cualquier ejercicio acompañado de un amigo/a multiplica nuestro ánimo y rendimiento empujándonos a practicar deporte o acudir, de una forma constante,al gimnasio.

El estudio, publicado en la revista Nature Communications, concluye que el efecto contagio es una gran realidad. Tras realizar un seguimiento a numerosos deportistas de todo el mundo, los científicos han constatado que el simple hecho de ir a correr con un amigo/a provoca que alarguemos el recorrido cuanto menos un kilómetro. También confirma que invertimos más tiempo en las máquinas de fitness, animados por el espíritu competitivo y por el refuerzo de tener al lado a alguien que también está ejercitándose, logrando de esta manera quemar más calorías.

LOS HOMBRES, MÁS INFLUENCIABLES.

La investigación también ha sacado a la luz que los hombres son más influenciables que las mujeres. Ellos activan ese sentimiento de lucha gracias a la influencia tanto de compañeros masculinos como de compañeras femeninas.

Según el estudio, esto se produce porque “los hombres pueden ser más competitivos que las mujeres y, especialmente, entre ellos“, afirman los expertos.

Por el contrario, las mujeres ven reforzada su voluntad si están acompañadas de otra mujer principalmente. De todas formas, el sistema más motivador es hacer ejercicio siempre en compañía. El estudio puede verse desde aquí.

Deja un comentario